Diario de una VIP Maiden: Experiencias en Madrid

Una cortesana de lujo en Madrid

Hoy en VIP Maidens hablaremos sobre la experiencia de una acompañante de lujo en Madrid, esta vez se trata de Rocío y Carlos, dos personas maravillosas con un número sin fin cosas en común, teniendo una experiencia en la ciudad de Madrid.

No era la primera vez que Carlos y yo compartimos y disfrutamos nuestro tiempo juntos en Madrid, sería la tercera vez que teníamos la oportunidad de encontrarnos nuevamente y conocernos un poco más.

Nuestros últimos dos encuentros, eran encuentros sociales, no habíamos tenido la dicha de dedicar más tiempo a nosotros y descubrir lo que queda uno podía ofrecer.

Carlos me dijo que iríamos a mi restaurante favorito. Recuerdo que en nuestro primer encuentro le hablé de este lugar y de los maravillosos recuerdos que tenía, puesto que mi padre siempre me llevaba a cenar a este sitio cada cierto tiempo. Fue un gesto increíble que Carlos pudiera recordar esto, había sido algo que dije una sola vez, hace mucho tiempo.

El restaurante era un lugar muy tranquilo en el centro de Madrid, un sitio acogedor con una decoración impecable y un servicio intachable. Entre copas y risas recordábamos nuestros encuentros, la vez que asistimos a un evento en Barcelona, aquella cena de negocios en Valencia, aprovechando este precioso momento en Madrid sólo para nosotros.

El tiempo pasaba muy rápido, el socio de El Círculo y yo estábamos complementamente encantados el uno con el otro, esto se podía ver y sentir. Siempre disfruto de mis encuentros con Carlos, no importa el tipo de evento que sea. Ser su acompañante de lujo es algo que disfruto, siempre tiene algo nuevo que contar y siempre consigue una nueva forma de hacerme sonreír.

Si desea tener mayor información sobre El Círculo privado de acompañantes de lujo de VIP Maidens, no dude en contactarnos a través de nuestro número de móvil o nuestro formulario de contacto.

Descubra experiencias increíbles con nuestras doncellas y forme parte del club privado para hombres más exclusivo del mundo.